La bruja piruja prepara un brebaje con cera de abejas, dos dientes de ajo, cuatro lentejas y pelos de pura oveja.


La rueda del carro se trabó en el barro, y el morro del burro se trabó en el barro.


Cerezas comí, cerezas cené. Tantas cerezas comí, que me encerecé.


Teresa trajo las tizas ¿y cómo las tizas trajo? Hechas trizas las tizas trajo.


Si el caracol tuviera cara como tiene el caracol, fuera cara, fuera col, fuera caracol con cara.


Compró Paco pocas copas y, como pocas copas compró, pocas copas Paco pagó.


La gallina cenicienta en el cenicero está, el que la desencenice buen desencenizador será.


Me trajo Tajo tres trajes, tres trajes me trajo Tajo.


Tres tristes tigres tragaban trigo en un trigal. ¿Por qué tragaban trigo en un trigal los tres tristes tigres?


Los trabalenguas infantiles son unos de los más conocidos por todos, ya que son utilizados para ayudar en la dicción a niños que les cueste pronunciar una letra en especial siendo las R y S una de las más comunes.

Los niños en pleno desarrollo requieren en la mayoría de los casos ayuda para la correcta pronunciación y es allí donde los trabalenguas hacen de las suyas aportando momentos de educación y diversión para los más pequeños de la casa.

Algunas de sus ventajas

Los trabalenguas infantiles están acompañados de muchas ventajas y beneficios en cuanto a la educación se trata, sirviendo también como un modo de distracción. Tanto los padres como los maestros utilizan este medio para educar a los niños en el lenguaje.

Otra indiscutible ventaja es la agilidad con la que puede pronunciar palabras de sonidos similares, aumentando con ello la capacidad de su dicción. Por otra parte sirve de ejercicio aumentando la destreza de agilizar palabras nuevas y respuestas rápidas.

En muchos textos escolares incluyen contenido con trabalenguas que pueden ser utilizados o incorporados dentro de las actividades planteadas por los maestros, para que de esta forma sea más notoria la información y más sencilla de asimilar por los niños.

Actividad entretenida

Los trabalenguas infantiles son considerados un pasatiempo entretenido por su gran variedad a la hora de querer aprender uno nuevo, los niños lo utilizan no solo para estudiar si no también para jugar, pues estos contienen dificultad para pronunciar las palabras, generando un reto divertido y competitivo entre los niños.

Estos trabalenguas son diseñados por medio de rimas que al leerlas rimen entre sí, esto es posible formando oraciones con palabras que al ser pronunciadas tienen un sonido similar y el niño podrá descubrir su mensaje.

Contenido infantil

Los trabalenguas elaborados para niños tienen una gran variedad de contenidos, pero los preferidos por los más pequeños de la casa son los de animales, sin embargo hay  quienes prefieren los relacionados con objetos, nombres o colores.

El contenido también dependerá del país y la cultura donde se encuentra el niño, ya que cada país tiene sus preferencias y metodología para elaborarlos. Pueden ser elaborados con palabras muy propias de su localidad haciéndolos más propios de la cultura y sus tradiciones.

Cuando de contenido infantil se trata son un sinfín de temas que tocar, ya que la imaginación de los niños es infinita se le puede aprovechar al máximo. Los temas a tratarse pueden ser hechos reales, partes de una canción conocida o simplemente algo que les llame su atención para logar atraparlos e integrarse a jugarlos.

Juego educativo

Los trabalenguas infantiles son considerados un método de aprendizaje en la educación por medio de un juego de palabras podrán desarrollar mejor sus capacidades del pronunciamiento de ciertas palabras que a simple vista sienten no poder decir de manera correcta.

Por medio de este tipo de actividad los niños suelen sentir entusiasmos a querer participar aprendiendo nuevas cosas, es por esta razón que muchos maestros y representantes lo consideran parte de la educación en muchas culturas incorporandolo en una de sus tradiciones en la educación.

Los niños al jugar con otros toman como un reto este tipo de actividad, ya que se desafían probando cual puede desarrollar el trabalenguas de forma más rápida sin equivocarse, haciendo de ello una actividad educativa pero divertida y entretenida.

Los trabalenguas infantiles son y seguirán siendo parte de muchas culturas, tradición que al pasar del tiempo no tiene la menor intención de poder desaparecer, siendo muy provechosa para el habla de los más pequeños de la casa.